Demandan la liberación de Carlos Valle, que fue recapturado por la Policía



El Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca Más, denunció la recaptura de Carlos Valle, quien fue preso político en 2018, después de exigir la liberación de su hija, Elsa Valle, que también fue detenida en el marco de las protestas antigobierno.


La detención de Valle se dio el pasado 05 de noviembre, un día antes de los comicios municipales de este año. Según testigos, el nuevamente preso político fue "secuestrado" por policías que llegaron con violencia a su casa de habitación y sin presentar ninguna orden de captura.


La noticia fue divulgada por su hija Elsa Valle, que además refirió a medios de comunicación independientes la preocupación por el estado físico y de salud de su padre, que padece hipertensión.


Elsa ha manifestado desconocer los motivos de la detención de su padre ya que "no están metidos en nada", pero supone que debió ser por el temor del Gobierno a un "levantamiento" en las votaciones municipales realizadas el 6 de noviembre.


Asimismo, la joven expresó que decidió salir al exilio junto a su bebé de tres meses, su mamá y sus hermanos debido al constante asedio y represión que vivían en su casa de habitación tras ser excarcelados políticos.


El organismo de Derechos Humanos radicado en Costa Rica, exigió la liberación inmediata de Carlos Valle, el respeto a su integridad y seguridad personal, así como el cese a la persecución y aplicación de leyes inconstitucionales arbitrarias y la libertad plena de todas las personas presas políticas en Nicaragua.