Ejército de Nicaragua recibe por adelantado sus “regalos de navidad”: 11 propiedades en el año


Daniel Ortega ha regalado al Ejército 11 propiedades en lo que va del 2022

En lo que va del año 2022, el Ejército de Nicaragua ha recibido en calidad de “donación” al menos 11 propiedades de parte del Estado de Nicaragua. Todas las transacciones autorizadas por Daniel Ortega y Rosario Murillo.


Iniciando el año, el 14 de enero, el mandatario nicaragüense ordenó a la Procuraduría General de la República (PGR) comparecer ante la notaría del Estado para suscribir dos bienes inmuebles a favor de la institución, el primero localizado en la comarca San Jerónimo en Matagalpa con 134 mil hectáreas y 4,992.00 metros cuadrados de terreno.


El segundo bien que el Gobierno cedió en enero se ubica en el municipio de Rosita, Región Autónoma de la Costa Caribe Norte (RACCN) con un área de 14,328.00 metros cuadrados y que colinda con barrios y caseríos.


En enero Ortega cedió al Ejército 2 propiedades ubicados en el Caribe Norte y en Matagalpa

Cuatro meses después, en mayo, Ortega autorizó a Wendy Morales, Procuradora de la República a suscribir la escritura pública de donación a favor del Ejército, de un terreno en el casco urbano del municipio de la Cruz del Río Grande en la Región Autónoma de la Costa Caribe Sur (RACCS) que consta de 9,570.00 metros cuadrados.


En junio, Ortega, no donó una, ni dos, sino tres propiedades a la institución castrense, una en el Caribe Norte y dos en la capital.

La primera de ese mes apareció en la edición del jueves 16 de junio del diario oficial en el acuerdo presidencial No.95-2022, el terrero se ubica en el casco urbano del municipio de El Rama, específicamente en el barrio Camilo Ortega en la región del Caribe Sur, esta posee un área de 27 mil 077.00 metros cuadrados.


Las otras dos, figuran en la Gaceta del 27 de junio en el acuerdo presidencial No.99-2022, donde Ortega autoriza a la procuradora inscribir en la notaría dos bienes inmuebles localizados en Managua, uno con una extensión de terreno de 59 mil 892.80 metros cuadrados y que es colindante con el Centro Superior de Estudios Militares del Ejército, y otro que consta de un área de 6 mil 637.61 metros cuadrados y tiene como vecinos parcelas catastrales.


Tres propiedades fueron adjudicadas al Ejército en el mes de junio

En agosto, siguieron los regalos para la institución, que se encuentra en la mira de organismos de Derechos Humanos y países como Estados Unidos por su colaboración en la represión de las protestas antigubernamentales en 2018. El 12 de ese mes, Ortega autorizó a la procuraduría a suscribir la Escritura Pública de Desmembración y Donación de un bien inmueble en el municipio de Nagarote, en el sector de Puerto Sandino (La Pengua), el cual posee un área de 74 mil 926.76 metros cuadrados, el lote desmembrado tiene 4 mil 507.43 metros cuadrados y sus vecinos son únicamente parcelas de tierra y la costa.


Regalos y más regalos


Para el mes de octubre, el Ejército ya contaba en su poder con siete propiedades y el 18 de ese mes se le anexó una más cuando la PGR declaró de utilidad pública una finca de 432 mil 578.7 metros cuadrados ubicada en el kilómetro 12.8 de la carretera Sur contiguo al reparto Serranías.


La finca fue arrebatada a Claudia Albertina Rosales Marenco, Douglas Poessy Marenco y Orlando Poessy Marenco. Según la PGR en estos terrenos se construirá el Centro Nacional Especializado para la Capacitación de Brigadas de Búsqueda, Salvamento y Rescate, el cual permitirá la respuesta adecuada e inmediata de los militares en una eventual situación de emergencia.

Esa ocasión fue la primera vez que el Gobierno informó en que se ocuparía una propiedad cedida a los militares, ya que en las anteriores no especificaba el motivo de tanta generosidad por parte de Ortega.


En la propiedad arrebatada a una familia supuestamente se construirá un centro para capacitar a brigadistas en rescate

Este mes, la institución fue "bendecida" con otros tres terrenos. El primero apareció en la Gaceta del 4 de noviembre, a dos días de realizarse las votaciones municipales, en este, el presidente autoriza la donación de un bien inmueble ubicado en San Francisco Libre, Managua y que cuenta con un área de 1 mil 160.48 metros cuadrados.


Y finalmente, el pasado 11 de noviembre, Ortega autorizó la inscripción en la notaría de dos bienes inmuebles que se encuentran en la comarca Waswalí Abajo, en el departamento de Matagalpa. El primero consta de 27 mil 084.00 metros cuadrados y el segundo posee un área de 17 mil, 142.00 metros cuadrados, al igual que con los primeros se desconoce en qué utilizará el Ejército estos lotes.


En noviembre el Ejército fue beneficiado con propiedades en Managua y Matagalpa

Todavía falta esperar si en el mes de diciembre, Ortega continuará cediendo terrenos al Ejército que desde el 2019 a la fecha ya cuenta con más de veinte propiedades a su nombre.

Fidelidad armada


En el acto del 43 aniversario del Ejército de Nicaragua realizado el pasado 3 de septiembre, Julio César Avilés jefe de esta institución juró a Daniel Ortega y Rosario Murillo lealtad absoluta para "defenderla" ante cualquier amenaza.



Hasta el momento el Ejército se ha "librado" de las sanciones que Estados Unidos y la Unión Europea han impuesto a otras instituciones como la Policía por su rol principal en la represión de ciudadanos nicaragüenses en las protestas cívicas de abril.

Sin embargo, altos miembros de la institución castrense han sido sancionados por el departamento del Tesoro de Estados Unidos por negarse a "desmantelar" a las fuerzas paramilitares en 2018. Asimismo, son señalados de proporcionar armas a estas personas para cometer actos de violencia que finalizaron con la muerte de más de 300 nicaragüenses.


Julio César Avilés y otros funcionarios de la institución castrense han sido sancionados por Estados Unidos y la Unión Europea

“Obsequios” desde 2019


Las regalías del Estado de Nicaragua con el Ejército no solo fueron notorias en 2022, sino que viene desde los actos represivos contra la ciudadanía.


En 2019, meses después que explotara una crisis sociopolítica sin precedentes en Nicaragua, el mandatario comenzó a beneficiar a la institución castrense con media docena de propiedades en los departamentos de Rivas, Estelí y Managua, siendo una de las más grandes la ubicada en el municipio de Villa El Carmen con una extensión de 82 mil 791 metros cuadrados.

Meses después de la represión de 2018, el Gobierno comenzó con la regalía de tierras al Ejército, que ha negado su participación en las protestas

Al año siguiente, en 2020, el presidente continuó con el regalo de tierras a los militares, en los primeros meses ordenó la cesión de hectáreas localizadas en San Rafael del Sur en Managua con un área de 456.19 metros cuadrados.

Desde el 2019 la institución al mando de Julio César Avilés es dueña de más de 20 propiedades

Situación similar ocurrió en 2021, siempre a través del Diario Oficial, Ortega hacía pública la entrega de miles de manzanas al Ejército, esta vez en Estelí, Managua y León.


Hasta el momento el Ejército de Nicaragua guarda silencio sobre la utilidad que se le dará a estas propiedades “cedidas” por el gobierno de Daniel Ortega.