Medardo Mairena suspende huelga de hambre, indican familiares


Familiares del líder campesino infomaron que suspendió la huelga de hambre que estaba realizando


Muy preocupado se encuentran los familiares del preso político Medardo Mairena Sequeira, quien se ha visto desmejorado de salud, debido a que estuvo por un tiempo en una celda de castigo en el nuevo Chipote, igualmente informaron que estuvo en huelga de hambre en señal de protesta por el mal trato del que ha sido objeto.


“Ayer (domingo) 20 de noviembre, tuvimos la oportunidad después de casi tres meses sin saber nada de él, de visitar a nuestro querido hermano y líder campesino Medardo Mairena Sequeira. Siempre nos duele mucho verlo en esas condiciones inhumanas en las que se encuentra, incomunicado e injustamente privado de su libertad”, escribieron sus familiares en redes sociales.

La única y última vez que el Gobierno presentó a Medardo Mairena y otros presos políticos fue a finales del mes de agosto

Explicaron que en la celda de castigo se ha mantenido en aislamiento total, sin siquiera recibir un rayo de sol, por lo que decidió no ingerir algún bocado de comida, tal y como lo han hechos otros reos de conciencia que se encuentran en las celdas del nuevo Chipote.


Medardo estuvo en huelga de hambre exigiendo que lo sacaran de la celda de castigo. Como resultado y afortunadamente, bendito sea Dios, ya está fuera de la celda de castigo, finalmente. A pesar de ello, nos preocupa mucho que sigue perdiendo peso - un total de 81 libras. Lleva más de un mes sin que lo saquen al Sol. Sus problemas de rodilla y de circulación sanguínea permanecen, incluso nos han pedido nuevos medicamentos”, sostuvo un familiar.
Familiares expresan que el líder campesino ha perdido más de 81 libras

Aseguran que este preso político se mantiene aferrado a la fe y a la esperanza, a la vez le agradece al pueblo nicaragüense por todas sus oraciones. “(Por eso) él nos anima que sigamos orando y ayunando por la libertad y democracia de nuestra querida Nicaragua. Dios escuchará a su pueblo”, agrega.

Mairena lleva más de un año en cautiverio, después de ser detenido por agentes de la policía nacional el cinco de julio de 2021. El 18 de febrero de este año la justicia de este país lo condenó a 13 años de prisión. Su primera captura fue en 2018, siendo liberado bajo la Ley de Amnistía el 11 de junio de 2019.