¡No nos abandonen!, la súplica de Monseñor Báez a los católicos del mundo


Feligreses reciben la comunión a través de una malla, tras prohibición policial de entrar al templo

¡No nos abandonen!, es el ruego de Monseñor Silvio Báez a la iglesia católica alrededor del mundo ante los ataques gubernamentales que están siendo víctimas sacerdotes, principalmente de la Diócesis de Matagalpa.


A través de un tuit, el Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, que se encuentra en un exilio forzado, condenó la "cobarde y vil persecución de la dictadura de Nicaragua contra la Iglesia Católica".


Y es que a partir del mes de agosto, el Gobierno Ortega-Murillo ha arreciado su persecución hacia sacerdotes y medios de comunicación de la Iglesia.

Hasta el momento más de 10 radios pertenecientes a la Diócesis de Matalgalpa han sido cerradas, entre ellas Radio Hermanos, Radio Católica de Sébaco, Radio Santa Lucía, Radio Nuestra Señora de Lourdes, entre otros; además se conoce que también han cancelado la frecuencia de radios de la Diócesis de Siuna.


Además el asedio policial en las iglesias ha incrementado al punto, que agentes policiales prohibieron a feligreses de la parroquia Santa Lucía en Ciudad Darío ingresar al templo, por lo que el sacerdote ofició la misa en las afuertas y dio la comunión a través de las mallas que cercan el perímetro. El párroco es el sacerdote Vicente Martínez quien en sus homilías crítica duramente al Gobierno.


Además, el Gobierno a través del poder judicial ha realizado acusaciones a dos sacerdotes, entre ellos Manuel García, quien fue enjuiciado y condenado por violencia doméstica en contra de una mujer, misma que pasó de víctima a acusada por retractarse de la denuncia. El otro es Leonardo Urbina, a quien se le acusó de una supuesta violación a una menor de edad y el tercero, es Óscar Benavidez, quien fue retenido al finalizar una misa el domingo 14 de agosto, pero hasta el momento no han presentado ninguna acusación, ni se sabe el porqué de su captura.

En tanto, Monseñor Rolando Álvarez, los sacerdotes Ramón Tijerino, José Luis Díaz, Sadiel Eugarrios, Óscar Escoto y Raúl González, así como los seminaristas Darvin Leyva y Melkin Sequeira y dos laicos, cumplen este miércoles 14 días bajo "arresto domiciliario" en la Curia Episcopal de Matagalpa.


Y es que la Policía informó que inició una investigación contra el Obispo de la Diócesis de Matagalpa por supuestamente "organizar grupos violentos y fomentar el odio".


Por su parte, un informe rápido de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), revela que los ataques físicos, amenazas y difamaciones por parte de las autoridades hacia la Iglesia Católica han arreciado en este 2022.

La organización mostró su preocupación porque el Gobierno está utilizando el Sistema de Justicia para acusar a los sacerdotes.



En su tuit, Monseñor Báez pidió a la Iglesia del mundo entero a volver los ojos hacia Nicaragua. "Necesitamos la oración, la cercanía y la denuncia de toda la iglesia", finaliza.


Diversas Diócesis de los países Latinoamericanos han enviado su cercanía con la Iglesia en Nicaragua y han condenado las acciones de asedio y persecución, además han hecho un llamado al Gobierno para que busque caminos de diálogo.


AL MENOS SIETE MUERTOS POR ACCIDENTES DE TRÁNSITO EL FIN DE SEMANA