Persisten acciones contra la libertad de prensa en Nicaragua



Durante el penúltimo mes del año el diario La Prensa monitoreó las violaciones ocurridas en el país, determinando que cada día es más complejo ejercer la profesión en Nicaragua. El medio mapeó 128 casos vinculados con atentados contra la Libertad de Prensa.

Entre estos se identificaron agresiones, represión, asedio, hostigamiento estatal, entre otras formas de violencia. Los índices de periodistas mujeres agredidas superan a la tasa de hombres.



El temor fundamentado aumenta constantemente. Se conoció que 4 comunicadores se vieron forzados a dejar su patria y ahora se encuentran en el exilio. Adicionalmente, existen víctima que prefieren mantenerse en el anonimato para evitar más persecución.


El 07 de noviembre se celebraron elecciones presidenciales. Aquí se evidenció la ausencia de la prensa independiente. El gobierno utilizó su aparataje estatal y obstruyó a la labor periodística nacional e internacional.



Grupos paraestatales también fueron protagonistas en las agresiones contra comunicadores.

La puesta en vigencia de la Ley de Ciberdelitos preocupa a los periodistas pues es una herramienta para silenciar a quienes ponen en práctica su derecho a opinar. Esta ley es poco pragmática y está sujeta a un abanico de interpretaciones que recaen finalmente en los entes de poder, su interpretación y lectura de los sucesos.


Aquí puede ver el informe completo

VICTIMAS DE LA REPRESIÓN EN 2018 ALZAN SUS VOCES EN EL MARCO DE ASAMBLEA ONU